Inicio Actualidad El candidato socialista propone un “plan director” para erradicar la “sensación de...

El candidato socialista propone un “plan director” para erradicar la “sensación de inseguridad”

José María Ramírez ayer en el barrio de San José hablando con los vecinos. Cedida

Acción-reacción. Rápida respuesta tuvo ayer la denuncia de Ángela Bote sobre la situación de suciedad e insalubridad que viven algunas fincas del barrio de San José. El candidato socialista a la Alcaldía, José María Ramírez, se acercó hasta el establecimiento para hablar con ella y con todos los vecinos que quisieron transmitirle cómo es la convivencia en esta zona. “Mi obligación es acudir si alguien nos llama”.

Ramírez ha reconocido que uno de los pilares que fundamentará su programa electoral será la seguridad, junto con el empleo y el mantenimiento de vías y espacios públicos. Por ello ve necesario la creación de un plan director impulsado por el Ayuntamiento, pero que conlleve el compromiso de otras administraciones como Delegación del Gobierno y Junta de Extremadura, para erradicar la “sensación de inseguridad”

Ha enumerado medidas concretas como la recuperación de la Policía de Barrio o de los vigilantes de parques. “Hay padres con niños que no van a los parques porque no se sienten seguros”, ha manifestado el socialista, quien considera que los agentes municipales deben hacer valer el orden público en las calles. “Si ven a un grupo de jóvenes haciendo botellón en el parque de La Libertad, no los dejarían. Por lo que no pueden permitir que otras personas beban en otros parques”, ha subrayado.

Ordenanzas
Considera que es labor de un alcalde dar instrucciones a este cuerpo para hacer cumplir las ordenanzas de forma estricta. “Las ordenanzas no son papel mojado”, y ha añadido que debe hacerse “sin titubeos”. Reconoce que la Policía Local está carente de efectivos y que la plantilla debe aumentarse para que estos trabajadores municipales puedan conciliar su vida familiar y laboral. Un asunto que entiende se debe “abordar sin demoras” porque con las jubilaciones que están previstas en la plantilla, “nos vamos a encontrar con enormes carencias”. Ha alabado la idea de ubicar en San José una comisaría de Policía, “pero para que funcione y esté abierta”.

Para hacer frente a los problemas de convivencia entre los vecinos de las viviendas de San José ha instado a los Servicios Sociales a que “no miren para otro lado”, puesto que, como se puede comprobar a cualquier hora del día “hay niños sin escolarizar”. José María Ramírez es consciente de que la situación que se vive en esta zona “es compleja”, pero con solución, e invita a todos a “ no eludir responsabilidades”.

Ante deterioro de los edificios y viviendas recuerda que los inspectores de la Junta de Extremadura son los encargados de certificar las condiciones higiénicas tanto de un local como de una vivienda. Además ha aludido a las ordenanzas municipales de nuevo para recordar que los pisos tienen un número máximo de ocupantes. “Si la habitabilidad es de 6 no se pueden entrar 16”, ha comentado.

Ante esto, ha puesto sobre la mesa la posibilidad de acudir en los juzgados en los casos necesarios en que se tenga que inspeccionar un piso. “El alcalde debe implicar al juez decano de Almendralejo para que autorice a entrar si alguien se niega”.

El ex alcalde ve factible una solución tanto en estas viviendas del barrio de San José como en otras zonas como las aledañas al parque de las Mercedes, donde se hace difícil la convivencia entre españoles y temporeros. Sobre los propietarios que alquilan su vivienda sin unas condiciones higiénicas mínimas ha asegurado que también se actuará y se vigilará.

Para todo ello quiere establecer una estrategia integral de seguridad local para poner fin a estos conflictos y que no se vean agravados en épocas de recolección. “Las juntas de seguridad local están muy bien en momentos puntuales, pero también de forma constante” para tomar el pulso a la ciudad, en la que, asegura, existe una sensación de inseguridad subjetiva, aunque los datos reflejen lo contrario.